acordescanciones.com.

acordescanciones.com.

Acordes disminuidos: qué son y cuándo usarlos

Acordes disminuidos: qué son y cuándo usarlos

Introducción

Si eres un guitarrista, probablemente hayas escuchado hablar de los acordes disminuidos. Estos acordes pueden sonar extraños al principio, pero una vez que los entiendes y los usas correctamente, pueden agregar un toque de tensión e intriga a tu música.

¿Qué son los acordes disminuidos?

Los acordes disminuidos son acordes de tres notas formados por una raíz, una tercera menor y una quinta disminuida. Por ejemplo, el acorde disminuido de Do se forma con las notas Do, Mi bemoI y Sol bemol.

La característica distintiva de estos acordes es su quinta disminuida, que suena unos pocos semitonos más baja que la quinta de un acorde menor o mayor.

Formación de acordes disminuidos

Para formar un acorde disminuido, simplemente toma la nota raíz y baja la quinta un semitono. Luego, agrega la tercera menor por encima de la raíz. Por ejemplo, el acorde disminuido de Si se forma de la siguiente manera:

  • Tomamos la raíz Si
  • Bajamos la quinta un semitono a Fa sostenido
  • Agregamos la tercera menor sobre la raíz, que es Re

El acorde resultante es Si, Re, Fa sostenido.

Usos de los acordes disminuidos

Los acordes disminuidos se pueden usar de varias maneras en la música:

  • Como acordes de transición: Debido a su naturaleza tensa, los acordes disminuidos se pueden utilizar para conectar dos acordes diferentes, creando un efecto de "puente" entre ellos.
  • Como acordes de paso: Los acordes disminuidos también se pueden usar como acordes de paso para agregar color y emoción a una progresión de acordes.
  • Como acordes de séptima disminuida: Los acordes disminuidos también se pueden usar como acordes de séptima disminuida, lo que significa que se agrega una séptima menor por encima de la raíz. Por ejemplo, el acorde disminuido de Si con una séptima menor agregada se escribe como Bø7 y se forma con las notas Si, Re, Fa sostenido y La.

Cómo tocar los acordes disminuidos

Los acordes disminuidos pueden ser difíciles de tocar al principio, pero con práctica, se vuelven más fáciles. La mejor manera de aprender a tocar acordes disminuidos es mediante el uso de patrones de digitación específicos.

Por ejemplo, aquí está un patrón de digitación común para el acorde disminuido de Do:

  • -1-
  • -2-
  • -1-
  • -3-
  • -2-
  • -1-

Este patrón utiliza los dedos 1, 2 y 3 en el primer traste de las cuerdas 1, 2 y 4, respectivamente. Esto permite una fácil transición a otros acordes diminuidos y también facilita la ejecución del acorde.

Conclusión

En resumen, los acordes disminuidos pueden agregar un elemento de tensión e intriga a tu música. Aunque son acordes menos comunes, son útiles en ciertas situaciones y pueden mejorar significativamente la calidad de una canción. Con práctica y paciencia, puedes dominar los acordes disminuidos y usarlos efectivamente en tu música.